malditos sean los curiosos y que los malditos sean curiosos:
la esencia de la poesía es una mezcla de insensatez y látigo...
....el gran Hank

viernes, 9 de julio de 2010

Friedrich Nietzsche

Es preciso llevar dentro de uno mismo un caos para poner en el firmamento una estrella.

Yo amo a quienes no saben vivir de otro modo que hundiéndose en el ocaso. Pues ellos son los que pasan al otro lado.

La más laboriosa de todas las épocas, la nuestra, no sabe hacer otra cosa con su trabajo y su dinero que generar siempre más trabajo y más dinero.

La tarea de la filosofía es hacer daño a la necedad.

Para ver entera una cosa es preciso que la persona tenga dos ojos, uno de amor y otro de odio.

Del país de los antropófagos.- En la soledad, el solitario se devora a sí mismo; en la muchedumbre lo devoran los muchos. Elige, pues.


1 comentario:

  1. Son frases que te alimentan el alma y perturban tu conciencia.

    ResponderEliminar